Góndola dietética

05.05.2011 14:08

 

¿Cuál es la diferencia entre elegir una mermelada light y una reducida en calorías o baja en calorías? Si están queriendo elegir entre una galletita integral libre de azúcar ¿sabían que no es lo mismo elegir una etiquetada sin azúcar? Cuando eligen productos con la idea de disminuir el consumo de  colesterol en la alimentación  tienen en cuenta el etiquetado bajo en grasas, bajo en grasas saturadas, bajo en colesterol o solo sin grasa ?

La línea de productos dietéticos comprende una amplia gama de derivados los cuales no siempre son analizados de la manera correcta por el consumidor el cual en  la mayoría de las veces confunde estos productos  pensando que son libres de calorías, de grasas de azúcares o de sodio.

En lo que se refiera a productos dietéticos los mismos se definen como alimentos que se destinan a planes de alimentación de casos especiales  los mismos pasan por un proceso de fabricación donde se sustituyen, adicionan o sustraen  distintos componentes que así diferenciados  del resto por su composición física, química y  biológica.

Cinco son los  productos dietéticos los cuales se vuelven a subdividir nuevamente presentando características particulares que debemos de analizar  antes de comprar:

1.       Modificados en su valor energético

Las diferencias que se encuentran en estos productos son

a.       Etiquetados como Reducidos en calorías: los mismos aportan un 25% menos de calorías que el alimento estándar.

b.      Etiquetados como Libre en calorías: son aquellos que por 1 porción indicada  en el rotulado nutricional aporten menos de 5 calorías.

c.       Etiquetados como Bajo en calorías: estos aportan menos de 40 calorías por porción indicada en el rotulado nutricional.

d.      Etiquetados como Alimento Light: son aquellos que tienen 1/3 menos de calorías del alimento estándar.

2.       Modificados en su composición glucídica

a.       Etiquetados como Reducido en azúcar: esto indica que solo se diferencia en un 25% menos del total de azúcar que contiene el alimento estándar.

b.      Etiquetados como Libre de azúcar: son aquellos que contienen menos de medio gramo de azúcar por porción del alimento indicado en el rotulado nutricional.

c.       Etiquetados como Sin azúcar: son sin agregado de azúcar pero no se descarta  el azúcar natural que pueda contener.

3.       Modificados en su composición proteica

Etiquetados como suplementado en proteínas.

4.       Modificados en su composición lipídica

a.       Etiquetados como Sin grasa o fat free: aquellos que contienen menos de medio gramo de grasa por porción indica.

b.      Etiquetados como Bajo en grasa o low fat : estos contienen hasta 3 gramos de grasa por porción indicada del alimento.

c.       Etiquetados como Reducido en grasa: alimento que fue reducido de su total de grasa en un 25%.

d.      Etiquetados como Bajo en grasas saturadas: son aquellos que aportan solo 1 gramo de grasas saturadas por porción  o que el total de calorías que proviene de las mismas se haya disminuido en un 25%.

e.      Etiquetados como Sin colesterol o libre de colesterol : esto indica que por cada porción del producto puede aportar hasta 2 miligramos de colesterol.

f.        Etiquetados como Bajo en colesterol: los mismos con un aporte de 20 miligramos por porción del alimento.

g.       Etiquetados como Reducido en Colesterol: alimento que cuenta con un 25% menos del colesterol que aporta el estándar.

5.       Modificados en su composición mineral.

 

a.       Etiquetados como Bajo en Sodio: esto indica que contien la mitad de sodio que el estándar o que aporte menos de 140 mg por cada porción de 50 gramos.

b.      Etiquetados como Muy Bajo en Sodio: puede llegar a aportar hasta 35mg de sodio por porción.

c.       Etiquetados como Reducido en Sodio: alimento con un 25% menos de sodio que el estándar.

d.      Etiquetados como Libre en Sodio: aquellos que aportan hasta 5mg de Sodio por porción detallada del producto en el rotulado nutricional.

 

Ahora si, es hora de ir analizando el rotulado nutricional de cada producto e identificar las diferencias de la línea dietética que nos ofrecen las góndolas de supermercados.

Así evitamos caer en confusiones y porque no evitamos pagar muchas veces más caro por productos que en realidad no son los que estamos requiriendo,  esto acaba con decepcionar al consumidor final no pudiendo ver los resultados propuestos.

 Cuidar la Salud con una  alimentación equilibrada no requiere de mucha inversión más bien requiere  de voluntad, concientización y adquisición de buenos hábitos alimentarios.

 Por: Lic. Daniela Moreno

—————

Volver


Consultorio de Nutricion

 

 

 

Servicios

Consultorio de Nutrición

   Asesoramiento Nutricional 

Escolar

  

Eventos Nutrición

Eventos Deportivos

Corrida caminata 5K

Jaku´e Tesaira

 


Infovideos


 

Gracias por el apoyo